José Pilar Quezada Valdès -sentado a la izquierda- y Agustín Caloca Cortés -Sentado a la derecha- alumnos en el Seminario de Guadalajaraa
... "en la Iglesia conviven asnos, mulos y machos cabríos, algunos tan salvajes que se sienten deseos de matarlos, pero no es posible porque 'el Amo quiere recibirlos todos en buen estado'."
El Cura de Torcy a su colega de Ambricourt, en: "Diario de un Cura Rural", de Bernanos.

jueves, 21 de junio de 2012

LAS BODAS DE PLATA SACERDOTALES DEL PARROCO, EN EL BICENTENARIO DE LA VIRGEN DE LA SOLEDAD DE ACAPULCO


LAS BODAS DE PLATA SACERDOTALES DEL PARROCO, EN EL BICENTENARIO DE LA VIRGEN DE LA SOLEDAD DE ACAPULCO: PRESBITERO PEDRO TORRES GARCIA.
Pbro. Lic. Juan Carlos Flores Rivas.

           En el espléndido marco que nos dan los 200 Años de la Proclamación de Nuestra Señora de la Soledad de Acapulco, como Patrona de la ciudad y del puerto,  que se cumplirán el próximo 8 de Diciembre, el Viernes 29 de Junio de 2012, en la Solemnidad de los Santos Apóstoles Pedro y Pablo, fecha en la que confluyen un buen número de aniversarios, el actual Párroco del Sagrario-Catedral celebrará 25 Años de Ordenación Presbiteral.

         El Padre Pedro Torres, poseedor de una meteórica carrera eclesiástica, nació a las 17 horas del 20 de Mayo de 1962 en el Sanatorio Santa Catalina, en la perla tapatía, Guadalajara, Jalisco. Segundo hijo de Agustín Torres Lobatón (+) y de Ofelia García Rubalcava. Sus hermanos: Irene, Agustín, José Guadalupe, Rafael (+), Gregorio de Jesús e Ignacio.

         Recibió el Sacramento del Bautismo el 24 de Junio de 1962 de manos del Presbítero José Nepomuceno Gaitán, en la Parroquia de Santiago Apóstol, Tequila, Jalisco.

Recibió el Sacramento de la Confirmación el 28 de Agosto de 1962 de manos del Primer Obispo de Acapulco, el Siervo de Dios, Monseñor José Pilar Quezada Valdés, en la Parroquia de San Antonio de Padua, Colonia Hogar Moderno, Acapulco, Gro.


Recibió la Primera Comunión en la Parroquia de Santa María de Guadalupe, en el Fraccionamiento Mozimba en Acapulco, Gro. el 29 de Junio de 1968 de manos del Señor Cura Don Guillermo Olmedo Jaimes, de quien fue su monaguillo y a quien debe su vocación al Presbiterado.

Pedro nació espiritualmente en la Parroquia de Mozimba, y será el ejemplo del Padre Olmedo, quien siembra el primer anhelo vocacional. 

“Perico”, era llamado en Mozimba, por quienes lo conocimos desde pequeño, acudía a la vida parroquial diariamente, acompañando a sus tías las señoritas Lupita y Margarita, quienes fueron pilares fundamentales de la vida eclesial parroquial (catequistas, secretarias, etc.), y acompañando a su Papá Agustín, quien fue fundador de la Sección de Adoración Nocturna Mexicana. Todos sus hermanos, igualmente, fueron monaguillos del Padre Olmedo, y activos miembros de la Parroquia. Pedro, ya desde niño es recordado con afecto por las Hermanas Carmelitas Misioneras de Santa Teresa, que atienden el entrañable Sanatorio el Sagrado Corazón de Jesús, por recibir a las peregrinaciones en la antigua capilla de Guadalupe, y por ser activo catequista.

         Realizó sus primeros estudios en la Escuela Primaria Federal Urbana Apolonio Castillo en la Colonia Hogar Moderno, en Acapulco, Gro. de 1968 a 1974.

         Ingresó al Seminario del Buen Pastor de Acapulco en Septiembre de 1974, para la instrucción Secundaria que realizó en el Colegio Zumárraga. Desde entonces fue tutelado por el entonces Obispo de Acapulco, Monseñor Rafael Bello Ruiz, de feliz memoria; y de quien se convertirá en cercanísimo colaborador hasta su muerte. Monseñor Bello será quien vaya modelando, con el fino tacto  de un buen pastor, el diamante en bruto, para darle su brillo, y elaborar una fina alhaja.



Estudió la Preparatoria en el Instituto Gilberto L. Guajardo, en el Fraccionamiento Las Playas, Acapulco, Gro. Desde aquél entonces fue confirmando su liderazgo natural, que le hizo estar al frente de muchas encomiendas en la vida interna del Seminario. Quien esto escribe, recuerda nítidamente cómo, para poder participar en mi primer preseminario, el entonces seminarista Pedro Torres, con toda formalidad, acudió a mi casa a hablar con mi Madre, para pedir el permiso correspondiente, y alcanzando el anhelado objetivo vocacional.

Pasó al Seminario Conciliar de México para sus estudios de Filosofía, y posteriormente al Seminario Interregional del Sur en Chilpancingo, Gro. para los primeros años de Teología, posteriormente, al Seminario Regional del Sureste, en Tehuacán, Puebla, para la terminación de la teología.

         Recibió la Ordenación Presbiteral el 29 de Junio de 1986 en la Parroquia de San Cristóbal, en la Colonia Progreso, Acapulco, Gro. de manos de Monseñor Rafael Bello Ruiz, Arzobispo de Acapulco.

Celebró su Primera Eucaristía el 30 de Junio de 1986 en la Parroquia de Santa María de Guadalupe, en el Fraccionamiento Mozimba, Acapulco, Gro.

         Alcanzó la Licenciatura en Teología Dogmática en el Pontificio Ateneo de la Santa Cruz, en Roma de 1988 a 1990, con los Padres de la Prelatura de la Santa Cruz y Opus Dei, de quienes se ha sentido muy estrechamente acompañado.



         Record de nombramientos:

Ø 2 de Febrero de 1988: Nombramiento de Director Espiritual del Seminario del Buen Pastor de Acapulco.
Ø 10 de Septiembre de 1990: Nombramiento de Responsable y coordinador del grupo de seminaristas de Acapulco en el Seminario Regional del Sureste en Tehuacán, Puebla.
Ø 17 de Noviembre de 1990: Nombramiento de Vicario Parroquial de San Pedro Apóstol en Petatlán, Gro.
Ø 4 de Marzo de 1992: Nombramiento de Vicerrector del Seminario Menor del Buen Pastor de Acapulco.
Ø 4 de Diciembre de 1992: Nombramiento de Ecónomo del Seminario del Buen Pastor de Acapulco.
Ø 3 de Noviembre de 1993: Nombramiento de Vicario Episcopal para la Vida Consagrada.
Ø 6 de Enero de 1994: Nombramiento de Ecónomo Diocesano.
Ø 17 de Julio de 1995: Nombramiento de Postulador de la Causa de Canonización del Siervo de Dios Monseñor José Pilar Quezada Valdés, Primer Obispo de Acapulco.
Ø 16 de Diciembre de 1996: Nombramiento de Capellán de las religiosas Siervas de Jesús Sacramentado y del Instituto Gilberto L. Guajardo en el Fraccionamiento Las Playas, Acapulco, Gro.
Ø 12 de Octubre de 1997: Nombramiento de Vicario Parroquial de Santa María de Guadalupe en el Fraccionamiento Mozimba, Acapulco, Gro.
Ø 29 de Junio de 1998: Nombramiento de Rector del Seminario del Buen Pastor de Acapulco.
Ø 12 de Octubre del 2000: Nombramiento de Vice Ecónomo y Responsable de los asuntos de la Asociación Religiosa y sus derivadas.
Ø 11 de Noviembre del 2000: Nombramiento de Administrador Parroquial del Sagrado Corazón de Jesús en el Fraccionamiento Costa Azul, Acapulco, Gro.
Ø 29 de Junio del 2001: Nombramiento de Párroco del Sagrado Corazón de Jesús, en el Fraccionamiento Costa Azul, Acapulco, Gro.
Ø 29 de Junio del 2001: Nombramiento de Ecónomo y Profesor del Seminario Mayor del Buen Pastor de Acapulco.
Ø 17 de Agosto del 2001: Nombramiento de Ecónomo Diocesano.
Ø 4 de Agosto del 2004: Nombramiento de Censor Teólogo para la Causa de Canonización del Siervo de Dios José Pilar Quezada Valdés, Obispo y confesor.
Ø 25 de Enero del 2005: Nombramiento de Párroco de Nuestra Señora de la Soledad, y Sagrario-Catedral de Acapulco, Gro.
Ø 1 de Junio del 2005: Nombramiento de Decano al frente del Decanato San Juan María Vianney.
Ø 7 de Agosto de 2006: Nombramiento de Asistente Eclesiástico Diocesano de la Renovación Carismática Católica en el Espíritu Santo.
Ø 2 de Julio de 2008: Nombramiento de Profesor del Seminario del Buen Pastor de Acapulco.
Ø 15 de Febrero de 2010: Nombramiento de Miembro del Colegio de Consultores.

Siempre cercano colaborador de obispos y arzobispos, ha estado muy de cerca en todos los acontecimientos eclesiales diocesanos, en primera línea de batalla. Pero sobre todo, se le agradecerá siempre por su dedicación esmerada para con nuestro bien recordado Arzobispo Monseñor Rafael Bello Ruiz.

Generoso para quien lo ha necesitado. Atento a las necesidades de sacerdotes y laicos enfermos. Excelente administrador de los bienes de la Iglesia. Corrección y exigencia equilibrados en su persona.

¡Felicidades Padre Pedro Torres García! ¡Ad multos annos!